Inicio | N° Publicados | Comunicación | Literatura | Cine | Apuntes Arte | Libros | Hemeroteca | Ciudad | Notas de Tapa

/ BA al rojo vivo

 
 

"Hay un interés, hoy más grande acaso que antaño, en mantener a la especie humana en un estado crepuscular de inteligencia sub desarrollada, que en mantenerla sometida por la presión económica. Los predicadores de la libertad económica sirven los intereses de los opresores, cualesquiera sean las tácticas que empleen, si domestican e inferiorizan la mente del pueblo y bastardean sus sentimientos".
E. MARTÍNEZ ESTRADA

  NOTA DE TAPA Nº 29 / FEBRERO-MARZO 2006
Ellos bailan solos

Guardaron silencio por más de 15 horas. Allí estaban, con los rostros cansados y los retratos en alto, escuchando acusaciones y réplicas -artillería pesada lanzada para que hiciera impacto justo en la credibilidad del otro. Peleas de gallinero, habrán pensado, y mantuvieron silencio. Era el principio del fin de un acto que supieron conseguir. Sin embargo, algo quebró la pax romana que se vivía en el recinto de la legislatura. Y fue el fastidio, la irritación, la exasperación frente a las comparaciones facinerosas. Ellos, los que habían enterrado a sus hijos, se emparentaban, por artilugios retóricos y leguleyos, a los golpistas de ayer. Y, para que el poder de sugestión hiciera real efecto en la población, hasta se trajeron viejos protagonistas de aquel juicio paradigmático a las Juntas Militares (con apoyo incluido de algunos Organismos de Derechos Humanos). Pero como al parecer, la estrategia no estaba dando los resultados esperados –tal vez, al fin de cuentas, el pueblo no es tan tonto como sería deseable-, las comparaciones adquirieron otro tono. Del golpismo nacional se pasó a la represión internacional y, a la vez, cinematográfica. Golpe por todos lados, pero sobre todo, golpes de efectos. Así se vivía la masacre de Cromagnón: buscando golpistas y cazadores de brujas entre las víctimas, como si fuera una mala película clase B. Una ficción, una máscara atroz que encubría 194 tumbas reales. Ese fue el detonante. La exasperación de aquellos que, hoy como hace poco más de un año -y tal vez, a semejanza de aquellas madres de hace 30 años (no a las de ahora)- siguen bailando solos.
2 de Marzo 2006

A NOTAS DE TAPA
A Inicio


2000-2006 Revista Contratiempo | Buenos Aires | Argentina
Directora Zenda Liendivit

/